Top
LECHE DE YEGUA LIOFILIZADA ECOLÓGICA
Errores habituales en el cuidado de pieles sensibles
errores habituales en el cuidado de pieles sensibles
Copartir en

¿Tienes la piel sensible? Si es así, debes tener mucho cuidado con ella y tratarla como se merece. Es la única opción de que logres mantenerla en perfecto estado, incluso cuando esté expuesta a las condiciones más duras. Sin embargo, son muchas las personas que no dan la suficiente importancia al hecho de cuidar una piel sensible, creyendo que lo que puede servir para pieles normales también les va a hacer un gran efecto. Si tienes alguna duda, te recomendamos que pidas consejos a profesionales especializados que puedan ayudarte. Los dermatólogos estarán encantados de ayudarte. En EcoLactis nos esforzamos al máximo para obtener los mejores resultados en todo tipo de pieles, apostando por productos adecuados para cada una. ¿Conoces algunos de los errores habituales en el cuidado de pieles sensibles? Estás a tiempo de no cometerlos y de corregir tus comportamientos.

Evita los errores habituales en el cuidado de pieles sensibles 

Vamos a hacer las cosas fáciles, así que aquí tienes una lista con los errores habituales en el cuidado de pieles sensibles

  1. Productos inadecuados: Si antes hacíamos hincapié en que tenemos la capacidad de ofrecer recursos que garantizan el cuidado óptimo de la piel, es porque son todavía muchos los que apuestan por productos que no son aptos para pieles sensibles. Si eres uno de esos, ten en cuenta que algunas cremas y lociones cuentan con sustancias altamente agresivas, que pueden generar un problema en el presente que, además, puede ser más grave en el futuro. 
  2. Obviar la crema hidratante: Si no la utilizas, estás cometiendo un fallo grave. Que tengas la piel sensible no quiere decir que no tenga que estar hidratada. Lo único que tienes que hacer es preocuparte de escoger una crema que se adapte a tus necesidades. Es el primer paso para poder disponer de una piel sana e hidratada. Además, lucirá con un aspecto fenomenal. 
  3. Demasiadas limpiezas de cara: Es normal que desees que tu rostro muestre una imagen sobresaliente. Puedes pensar que, para ello, es necesario que limpies tu cara unas cuantas veces al día. No lo hagas. Con una vez puede ser suficiente para tu piel sensible. Si llevas a cabo este proceso en exceso, puedes encontrarte con que el pH de tu piel se desajuste, lo que no te va a traer ningún beneficio. 

¿Cometes algunos de estos errores habituales en el cuidado de pieles sensibles? Comienza a cambiar tu rutina y seguro que, rápidamente, empiezas a notar los beneficios. Tendrás la piel que siempre has soñado.

Productos

You don't have permission to register
Reset Password